Van una andaluza y una catalana subiendo unas escaleras porque las persigue un asesino. En esto que la catalana se gira para ver si el asesino sube y le dice a la andaluza:
– Que puja, que puja!
Y la andaluza:
Capuja tu madre!