Se encuentran dos leperos, amigos de la infancia, que hacía tiempo que no se veían.
– Que tal Juan ¿Y tú ahora a que te dedicas?
– Pues mira tengo una granja con 10.000 palomas
– ¿Mensajeras? Le pregunta el amigo
– A lo que juan le responde. No, no te exagero nada.