– Ricardo, ¿es cierto que eres un cerdo?
– ¿Oing?